“El incidente”

The Happening ( 2008 ) / Dirección y guión: M. Night Shyamalan / Intérpretes: Mark Wahlberg, Zooey Deschanel, John Leguizamo, Ashlyn Sánchez, Betty Buckley…

Ha afirmado Shyamalan que ha pretendido dirigir El incidente como una serie B fantástica propia de los 50. Y en efecto, uno puede observar cómo los personajes (sus comportamientos, sus actitudes, sus diálogos) se mueven en el terreno de una manifiesta ingenuidad, incluso de una inocencia desconcertante que no puede ser sino voluntaria. La definición de los mismos y la interpretación de los actores, todo muy funcional, hacen pensar en otros tiempos en donde el cine aún conservaba, visto desde la perspectiva de hoy, una candidez aparente.

Pero no sólo en términos de personajes se produce el desquiciante anacronismo llevado a la exageración, al delirio. Además, el caos autodestructivo del ser humano provocado por un algo intangible simboliza, con evidente trazo grueso y no poca socarronería, el efecto pernicioso que causa la humanidad sobre el entorno. Es más: el romanticismo de Shyamalan, tan repipi, azucarado y rosa, se presenta como la clave de la cuestión, así como la toma de conciencia y la redención. Es decir: como si el director y guionista viviese en un mundo aparte con el tiempo detenido.           

Por lo tanto, El incidente debe ser vista y analizada desde el prisma de que nos enfrentamos a una película muy consciente de su condición demodé y que no se toma en serio a sí misma. Que abarque cuestiones ecológicas (la naturaleza agredida-agresora), sociopolíticas (la asociación en grupos reducidos en busca de la supervivencia), científicas (el intento de explicar racionalmente lo inexplicable) o puramente humanas (los sentimientos, la comunicación, la sinceridad, el compromiso, el sacrificio…) no conlleva la alta trascendencia, sino un mensaje crítico y moral que perfectamente se podría haber mostrado igual hace 50 o 60 años.

Si la última y muy sorprendente película del director de El bosque resulta deudora de la serie B clásica, no es menos cierto que el referente de Hitchcock está también presente con fuerza principalmente en una parte inicial que remite a Los pájaros. En la amenaza que se cierne sobre los personajes domina la creación del suspense y una puesta en escena contenida pero brillante: el estremecedor suicidio colectivo de los obreros o la pistola usada por sucesivos personajes sin cortes. Estos detalles de brutalidad y crueldad, cuya cima es la visita de los protagonistas a una casa habitada por gente desconocida y armada hasta los dientes, contrastan con la candidez y la ingenuidad que se extienden por el conjunto como antes hemos apuntado.

En cualquier caso y según lo expuesto, El incidente funciona, por encima de todo, como ejercicio de homenaje nostálgico a pies juntillas. Fuera de ello, es muy probable que la cinta decepcione y hasta irrite porque, no nos engañemos, a estas alturas del partido el pescado ya está vendido y una obra de estas características (más suicida aún que la fallida La joven del agua) huele a rancia naftalina (y para más inri se regodea en ello: ojo al pre-epílogo).     

Una película, en fin, muy difícil de clasificar y de valorar. Extraña de narices, sí, pero arriesgada y estimulante. 

Valoración (0 a 5): 3

Anuncios

5 pensamientos en ““El incidente”

  1. A mi me gustó. Desde luego no es la película de Shyamalan que más me ha gustado (esa es “El protegido” ^^), pero pasé muchos momentos de tensión.

    Es distinta a todo lo que ha hecho hasta ahora. Ésta es más explícita, tiene momentos verdaderamente impactantes (como el de los obreros o el de la segadora), mientras que en sus anteriores películas se dedicaba más a sugerir que a mostrar, pero eso no es un problema.
    Lo que importa es que haya momentos Shyamalan, y yo ví unos cuantos rasgos de su estilo, como el momento de la pistola que van cogiendo todos en la calle, que es magistral.

    Lo mejor es que la amenaza está en todas partes. No hay salida. Eso es terrorífico si entras en el juego.

    A mi Shyamalan me parece uno de los directores más interesantes del panorama actual. Me gustan su estilo y sus historias.

    En mi opinión, es una película injustamente masacrada por todo el mundo, incluída la crítica.

  2. Querido Agente,

    La vi de casualidad y casi ni la recuerdo. Me pareció tan insustancial como innecesaria, aburrida y con un Mark Wahlberg hooooooooooooooooooooorrible.

    No sé para qué sigo torturándome con este hombre después de aquella farsa que fue El Bosque.

  3. Yo soy de los defensores acérrimos de “El bosque”, que me parece magistral.

    Como decía la crítica del “Cahiers España”, creo que uno de los problemas de Shyamalan con “El incidente” es que se toma demasiadas licencias en ese juego nostálgico suyo que bebe de la serie B de los cincuenta. Entiendo la intención del director, pero creo que su propuesta es tan radical que acaba rozando una autoparodia que apesta a naftalina. Cuestión de gustos. De todos modos, creo que no se puede cuestionar demasiado el hecho de que el tío despunta (y de qué manera) en momentos tan fascinantes como el salto al vacío de los obreros, la pistola o la visita a esa casa con gente armada.

    ¡Cositas sí tiene, amigos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s