“Heroes”: Una aproximación

 

Heroes (2006 – ?) / Creador: Tim Kring / Intérpretes: Hayden Panettiere, Masi Oka, Ali Larter, Milo Ventimiglia, Jack Coleman, Sendhil Ramamurthy, Adrian Pasdar, Greg Grunberg, Santiago Cabrera, Leonard Roberts…

– CON ALGUNOS SPOILERS –

“Save the cheerleader, save the world”

Dado que Heroes está viviendo un parón en su emisión y regresará el próximo 22 de enero para completar la primera temporada con los muy esperados capítulos 12 y 13, aprovecho para hablar de esta exitosa serie de la NBC creada por Tim Kring (Mujeres desesperadas). Los que la seguimos por mulavisión ya hemos podido ver, casi a la par que los americanos, los once primeros, y os puedo asegurar que vale la pena acercarse a ella.

En primer lugar, Heroes se nota (creo) influida (para mal) por Perdidos, puesto que hereda la tendencia a la dispersión de la trama y al empleo de un exceso de personajes. Probablemente, el punto más débil de la serie se localiza en la saturación de caracteres y su intención por dotar de una historia personal a cada uno de ellos, dejando de lado, un tanto, el hilo principal para volcarse en aspectos secundarios y prescindibles. El problema consiste en que el perfil de algunos resulta poco atractivo (el policía y su mujer, el marido ex-convicto, el niño, el enfermero y su flequillo…) y representan un lastre para el avance de una historia que, a pesar de ello, consigue atrapar la atención en gran medida. Por comparación, la cheerleader Claire (mucho ojo a la estupenda Hayden Panettiere), el japonés Hiro (Masi Oka), el candidato Nathan (Adrian Pasdar) y la bella Niki y su alter ego (Ali Larter) se llevan la palma como los personajes más interesantes de la función, siendo los que en realidad impulsan la serie. Así, cuando la narración se decanta por unos para obviar a otros ineludiblemente el interés se resiente. Es más: el reparto coral implica que los hechos que forman parte del meollo de la cuestión se cuenten con cuentagotas, lo que provoca algún que otro bache en los capítulos centrales.

No obstante, los guionistas, que para mi gusto tendrían que haber eliminado a algunos personajes del montaje final con el fin de aligerar y sintetizar, de esta forma, el producto, salen sanos y salvos del peligro de caer en la fórmula de Perdidos (es decir: marear la perdiz) y, en los reveladores capítulos 9, 10 y 11, aceleran la marcha desvelando algunos enigmas enquistados y abriendo otros para demostrar que todo estaba más atado de lo que parecía.

El arranque de la serie es de lo más inteligente y prometedor. Nos cuenta la génesis del superhéroe (y del supervillano) mediante el impactante autodescubrimiento, por parte de ciertas personas, de sus superpoderes. Según la investigación secreta de un estudioso de genética de la India, parece que las habilidades extraordinarias de los elegidos son el fruto de una evolución de la especie. Heroes, acertadamente, sortea la tentación de sobreexplotar tales poderes especiales y convertir la idea en un circo desmadrado, así que aboga por la contención y la sencillez, sabiendo integrar de manera convincente la nueva condición de estos individuos en sus vidas cotidianas. Sólo en determinados instantes salen a relucir los poderes mientras que unos y otros tratan de asumir los incomprensibles cambios que están experimentando. En paralelo y como motor del engranaje, sabemos que una gigantesca amenaza se cierne sobre el mundo en forma de futuro Apocalipsis.

Otro aspecto excitante de la propuesta consiste en su voluntad de jugar con elementos como el destino, el universo del cómic y los giros sorprendentes. A saber:

– Los personajes, que en algún momento acaban cruzándose, parecen estar destinados a formar parte importante de un final ya escrito que va siendo adelantado por ese pintor que, colocado hasta las cejas, refleja sus visiones. Como teóricos salvadores, cada uno tendrá que discernir cuál es su función.

– La estructura narrativa tiene mucho que ver con las series regulares del cómic (Jeph Loeb, guionista del medio, es uno de los productores ejecutivos): arcos argumentales que abarcan varios números y conforman un entramado mucho mayor, con el “to be continued” al final de cada entrega. Además, uno puede observar referencias al universo de los X-Men en tanto en cuanto, allí, los mutantes desperdigados por la sociedad, reunidos por el profesor Xavier y vilipendiados por uno de los suyos, Magneto, son, aquí, tipos normales que descubren sus capacidades, fueron estudiados y localizados por un profesor hindú y son perseguidos por Sylar. Por último, y para redondear la conexión directa con el llamado noveno arte, en la serie vemos cómo, en un guiño metalingüístico, un cómic relata, con anticipación, los designios de los personajes.

– Los giros narrativos deparan sorpresas, revelaciones, cambios de rumbo… Nada es lo que parece. ¿Quiénes son los buenos? ¿Quiénes son los malos?

Una serie adictiva e interesante que reúne los suficientes estímulos como para ser seguida de cerca. Apuntadla en vuestra agenda.

Y recordad: ¡Dios salve a la cheerleader! 😀

Anuncios

41 pensamientos en ““Heroes”: Una aproximación

  1. No sé si ha visto el capítulo 0: es casi como el 1º pero con ciertas variaciones que confirman parte de lo que dice en el artículo. Un ejemplo claro es el pintor. En mi opinión lo iban a usar sólo de arranque y luego lo iban a eliminar (de echo, se automutila y no podría seguir pintando…), pero finalmente lo salvan para el 1 en un intento de que haya más personajes para alargar la serie en caso de éxito.
    Y así ha sido…

    No me quejaré, me parece una serie cojonuda, pero esperemos que no se eternice en estúpidos tiempos muertos…

  2. Bueno, me entusiasma que estés tan metido en el mundillo de las series como para seguir esta serie, que yo ni me molesté en recomendarte porque no creí que te gustase. Yo la llevo viendo desde que salió el primer capítulo, para el cual estaba en guardia. Me entusiasmaba la idea de una serie sobre un supergrupo.

    Así en general diré que el arranque me pareció estupendo, pero ahora me voy sintiendo un poco estafado. Me explico.

    Los cuatro primeros capítulos y el comienzo del quinto son muy buenos. Se nos presentan unos personajes interesantes, superhéroes en ciernes, que van descubriendo sus poderes al estilo de la película “El Protegido”. Mis favoritos son Hiro Nakamura (adorable y frikazo), Nikki Sanders (a pesar de estar buenísima es muy buena actriz, y el rollo “lado oscuro” siempre está bien) y Claire Bennet (y sus escenas gore). Ya a partir del segundo capítulo empezamos a ver por donde irá la serie, introduciendo dos personajes nuevos por la patilla: el insulso policía que se lo podían haber ahorrado y un supervillano necesario.

    Los primeros capítulos son soberbios, desarrollando sus personajes con fuerza (y misterio) y con unos cliffhangers brutales. Pero creo que a partir de la visita del Hiro del futuro y el vuelo de Nathan la serie comienza a resentirse de cojones. Aparecen más y más misterios y personajes (el marido de Nikki, la camarera, radioactivo-man) que empiezan a entorpecer el desarrollo. Peligro, el síndrome Lost. Algunos personajes se tiran capítulos enteros sin salir, no se puede desarrollar apropiadamente a todos. La trama general se ralentiza y se dispersa.

    Pero aquí viene la parte más negativa: la serie no sabe culminar los momentos cumbres que anticipa con tanta saña. El esperadísimo (y publicitadísimo en USA) Save the cheerleader, Save the world se queda en una nadería de telefilme, un episodio de “Embrujadas”. Tenemos a Sylar, rebosante de superpoderes, y tenemos a Peter Petrelli (inevitable guaperas aburrido) capaz de imitarlos. Vamos, dos pesos pesados, dos titanes. ¿Cómo se resuelve el conflicto? Peter echa a correr, el otro le alcanza y se caen de una cornisa. Punto. ¿Por ese momento he estado esperando durante semanas? ¿Eso es todo? No me he sentido más estafado en toda mi vida.

    No digo que los dos revienten el estadio en plan Fénix, pero coño, un poco de acción. Ésta es una serie sobre superhéroes y apenas hemos visto algo de eso. ¿No tienen presupuesto, se están reservando o no saben hacerlo? Si no tienen presupuesto o no saben hacerlo, que no se hubieran metido en berenjenales. Si se están reservando, que me devuelvan el dinero, quiero toda la carne en el asador.

    A partir de ese momento la serie ha significado poco para mí. Seguiré viéndola porque ya se ha convertido en tradición de los miércoles ver el episodio con mi hermana (que piensa lo mismo que yo), pero ya no espero nada de la serie. Sólo la visión de Peter en el último capítulo me ha dado alguna esperanza.

    Nota: 7/10

    P.D.: es impresionante el fanatismo que despierta esta serie. Los seguidores de series están enganchados a más no poder, no entiendo por qué. Puede ser que la gente espere ansiosa el momento en que realmente se convierta en una serie sobre superhéroes, pero no sé si llegará.

  3. Por cierto, tenemos un personaje que vuela y ha volado diez segundos en once capítulos. Tenemos una tía con superfuerza que ha pegado dos puñetazos en once capítulos.

    No es que la serie dosifique el empleo de superpoderes, es que no los hay. Sólo los facílisimos de hacer como la telepatía o parar el tiempo.

    La única que tiene unos poderes vistosos y los usa es Claire.

  4. Ah, y por ejemplo radioactivo-man se fuga de la cárcel y no se enseña absolutamente nada. Y luego se olvidan del personaje, como de la novieta de Peter, de la amiga de Nikki o de las familias de Claire y los Petrelli.

  5. Bueno, la serie no está mal..me molestan sus inútiles ansias de trascendencia, aunque por el episodio que voy parece que se van ahorrando esas grandes frases. Supongo que no se puede hacer un entretenimiento sincero. Aahh.. soy de los que apoyan al personaje del policía: le da un aire de costumbrismo a la serie que no está nada mal.

    Saludos

  6. La serie aúna drama coral / trama fantástica, pero en mi opinión de forma más armoniosa que Lost, principalmente porque en los capítulos siempre se centran en varios personajes (más o menos atractivos, en eso no entro) y no sólo en uno; y, por otro lado, las sorpresas tampoco lo son tanto, no cambian la trama dando una vuelta de tuerca, puesto que la historia sigue enfocada en detener la explosión que lo destruya todo.
    En pocas palabras, Heroes ofrece bastante, pero tiene la pega de no saber si seguirá elevando el listón, manteniendo la trama que ha producido hasta el momento o, si bien, pegará un batacazo como el de Lost. Por ahora me inclino a pensar (o mejor, me gustaría que ocurriera eso) lo primero, porque lo de Lost, tal y como avanza la trama, quizá se resuelva en 10-12 temporadas. Por suerte, antes la habrán cancelado.
    De todas formas, Heroes me parece un producto efectivo que, por otro lado, no ofrece personajes de cartón piedra y de una superficialidad total, sino más matizados y con los que se puede empatizar de alguna forma (sobre todo con Hiro, jaja). Vamos, que progresa adecuadamente.

    Saludos!

  7. @Roberto: es cierto lo que dices de las rimbombantes frases. Las parrafadas introductorias (fusiladas de las intro de XMen) son una filosofía barata.

  8. Kuroi, la serie corre el peligro de eternizarse en esos tiempos muertos porque abarca demasiados personajes y bordea la tendencia de marear la perdiz, pero de momento no es grave. La serie entretiene y no insulta la inteligencia del espectador, lo que no es poco. El nivel creo que es más que aceptable.

    KesheR, a mí no me molesta el hecho de que los poderes aparezcan con cuentagotas. Me gusta que la serie no se convierta en una exhibición de efectos especiales. Es verdad que podrían sacar más partido de esas habilidades especiales, pero no me parece un problema importante.

    De acuerdo contigo respeto a esa dispersión de la trama y el exceso de personajes, que hace que no todos puedan ser desarrollados convenientemente. Por eso hablaba del síndrome “Lost”. En algunos capítulos empecé a temer que la serie perdiese el rumbo, pero más adelante, afortunadamente, se retoma el hilo principal y se centra en lo que realmente importa.

    En cuanto a lo de “Save the cheerleader, save the world”, estoy contigo respecto a que uno esperaba algo más grande y puede decepcionar un poco. Pero fíjate que a mí tampoco me molestó demasiado ese clímax anticlimático porque entiendo que la serie tiene que seguir guardándose sus cartas, tratando de evitar el gran espectáculo para reservarlo para un futuro. No sé, tío, pero la serie parece que intenta seguir el camino de la sobriedad, otorgando más relevancia al drama que al fantástico. La verdad es que no sé si es debido a que los responsables no saben hacerlo mejor, a que no saben construir momentos de auténtico impacto. Quizás los evitan conscientemente, quien sabe…

    También tengo que decir que para mí los superpoderes son algo secundario. Yo no le exijo que se convierta en una serie de superhéroes pura y dura. De momento me está resultando muy llevadera y ha conseguido picarme la curiosidad. Me llama la atención el embolado en el que están metidos los personajes y me apetece saber cómo reaccionarán y qué sorpresas nos tienen reservadas los guionistas. Yo creo que logra ser adictiva.

    Además, buena parte de culpa de que me interese la tiene Claire y Hiro. El personaje de la cheerleader me parece bastante atractivo (es uno de los grandes aciertos de la serie), y creo que aquí tiene mucho que ver la actriz, que para mí consigue ser seductora y adorable con sus miraditas y sus caritas. Débil que es uno. En cuanto al japonés, el tipo es un freak gracioso que siempre causa simpatía.

    Es cierto, Roberto, que la serie podría haberse ahorrado esa trascendencia, esas frases grandilocuentes y tal. Lo que pasa es que entiendo que está tratando de forjar una mitología propia que sustente la aparición de gente con superpoderes. Tampoco es que me cabree ese tema.

    Nostalghia, la incógnita está en saber por qué derroteros transcurrirá. Hasta ahora cumple bien y es efectiva. Veremos qué ocurre…

    Al policía no lo aguanto. No me transmite ningún interés. Y el actor, Greg Grunberg, no me dice nada (en Alias también aparecía y ya allí me parecía prescindible). Y Mohinder, que también actúa de narrador, es soso, soso.

  9. La verdad es que el apunte de Kesher sobre el escaso uso de los superpoderes ha sido un jarro de agua fría tremenda y espero que las influencias de los 4400 que comenta Roberto no sean gran cosa, porque es una serie desaprovechadísima, aunque no esté mal…

  10. Lo del escaso uso de los superpoderes no debería ser un impedimento para ser vista. La serie es más que eso, creo yo. ¡No te desanimes, Freddy!

    PD: No he visto nada de “Los 4400”.

  11. “Los 4400” comienza como una serie de abducciones alienígenas donde en un momento dado aparecen en la tierra 4400 personas que han sido “supuestamente” abducidas durante toda la historia. En este sentido y dado que algunos manifiestan poderes especiales, es muy comparable a “X-Men”, ya que los primeros capítulos tratan sobre las dificultades que tienen para integrarse en la sociedad, tanto por sus poderes como por el tiempo que muchos han estado fuera de ella. Esto sigue así hasta un super-twist al final de la primera temporada donde la serie pega un vuelco que la asemeja a la saga “Terminator” (algo que también sucede en el episodio 5 de “Heroes”)

    “Heroes” no solo se asemeja a ella en el tema de la gente con superpoderes, y su preocupación por, digamos, su parcela intimista, sino también por ese futuro aparentemente apocalíptico, por la importancia de estas personas para la Humanidad en esa “guerra” que se avecina, y por la explicación de la manifestación de esos poderes, entendido como habilidades que el hombre posee en su aparato genético pero que, expliquémoslo así, debe desbloquear. La evolución, vamos…

    Desafortunadamente, como bien dice Freddy, la serie desaprovecha en su segunda temporada su material, y yo lo dejé tras el final de la segunda. Odio la manía de tirarse toda una temporada dando tumbos y luego resolverlo todo en un capítulo final con nuevo twist + “cliff-hanger”. Y que conste que “Heroes” me parece mejor…aunque no deja de ser un pastiche que parece no querer digerir su condición.

    Saludos

  12. De acuerdo en que es un drama, pero uno no puede evitar querer algo de acción. Porque, al fin y al cabo, series dramáticas hay muchas, pero series sobre superhéroes sólo ésta.

  13. A mi ya me esta bien que aparezcan los poderes con cuentagotas, porque para hacerlos mal o cutres, mejor que no los hagan… Cuando claire se cura la mano en el episodio 1 estuvo muy bien, igual que cuando Nathan escapo volando a velocidades supersonicas. Y el hecho de que Peter mimetice los poderes de los demas no quiere decir que sepa controlarlos inmediatamente. Y la ultima ‘vision’ de Peter tampoco esta mal, y prefiero que se gasten los dineros en hacer pocos y bien hechos que en hacer muchos y que se vean falsos…

    La promesa prehistorica de Hiro y su espada parece requerir bastante presupuesto, y esa si que no se pueden permitir que quede cutrilla, porque Hiro es el personaje mimado de la serie.

    Y hablando nuevamente de la vision de P.Petrelli, alguien por alli dice que el tipo radioactivo se escapa y no se sabe nada mas de el… pues tiene pinta que si no sabemos de el es porque todavia no es el momento, pero a mi me da que, aunque indirectamente, esta presente en la traca final, igual que pasa con el CrazyCat con su bicicletilla en Prison Break Temporada 2.

  14. Yo también he llegado sólo hasta el final de la segunda de Los 4400 y bastante conforme con lo que expone Roberto estoy. Aparte, falla en el casting de actores, dejan todos cierta sensación de saldos televisivos que echa más patrás…

    Por cierto, y ya que kesher menciona que serie sd esuperhéroes sólo hay ésta…. series, en el estricto sentido de la palabra, de terror sólo hay Supernatural ¿alguien la sigue? Es que la he empezado hace poco y su estructura por ahora de capítulos cerrados tratando leyendas urbanas del estilo la muerta de la curva, la que aparece para matar si recitas su nombre 3 veces delante un espejo, la aproximación al mito del Weendigo… son interesantes en principio, pero a la larga el tema continuidad, imprescindible para que una teleserie sea realmente buena, está algo descuidado…

  15. También es cierto lo que dice EKI: los personajes están en fase de autodescubrimiento de sus poderes y aún no se han lanzado a usarlos a conciencia, además de que lleva su tiempo saber controlarlos y puede que hasta les dé miedo abusar de ellos. La cheerleader, por ejemplo, confiesa que no quiere sentirse como un bicho raro y trata de esconder su habilidad.

    Yo también creo que el hombre radioactivo tendrá algo que ver con el final. Es un personaje que apareció para después desaparecer, pero no pueden habérselo ventilado. Seguro que vuelve.

    Hay muchas cosas en el aire…

  16. La señorita Larter es un cañón y además buena actriz.


    Y sobre los superpoderes, en realidad me parece bien que los dosifiquen, pero no tanto.

    @Freddy: no he visto “Supernatural”, de hecho no sabía ni de qué iba. Pensaba que iba sobre fantasmas (ésa debe ser “Medium”).

  17. Yo también sigo “Supernatural”, de hecho estoy pensando en escribir algo sobre ella en cuanto saque tiempo, al igual que “Jericho”. Solo decirte Freddy (yo voy por la segunda temporada) que la trama mejora, se hace más adulta y oscura, a diferencia de los primeros capítulos, que parece del palo adolescentes (en cada capítulo sale una tía “buenorra” de mucho cuidado). A mí me gusta porque tiene algo que les falta a muchas: humildad, y ser consciente de sus limitaciones y sus objetivos. Puro entertaiment

    Saludos

  18. Da igual, Kesh, la animadora sigue molando (pregúntale al Sr. Toldo, otro ferviente admirador). 😀

    Eh, Roberto, ¿qué tal “Jericho”? Había pensado bajarme algún capítulo para probar, pero no sé, no sé…

  19. Jericho es ooooooooooootra serie con un misterio a desvelar. Vi el primer capítulo de ésa (y de Prison Break) y pasé totalmente. Qué series más flipadillas… Dadnos buenas historias y dejaos de complicadas tramas que lleven a espectaculares giros de guión. Que ya cansa.

    Para ver una serie “normal” y buenísima te recomiendo Weeds. Me ha encantado, es la prima cachonda de “A dos metros bajo tierra”. Trata sobre una modélica ama de casa de una modélica urbanización yanki que de pronto se convierte en traficante de marihuana. De lo mejorcito que he visto.

  20. Uy, no quería poner tanta negrita.

    Por cierto, aprovecho este vacuo mensaje para decir que he visto “Pather Panchali”, la primera parte de la famosa “Trilogía de Apu” hindú, y como que no me explico su reputación. Es una cosa tan insulsa, cutre y aburrida…

  21. Pues tomo nota sobre lo de Supernatural, a ver si termino la última temporada de Frasier y ñla primera de Arrested Development y me pongo en serio con ella, porque posibilidades tiene bastantes. Tenía pensado escribir yo tb algo sobre Supernatural, pero si me dices que evoluciona creo que lo pospondré y me centraré en otra cosa que lleva meses deambulando por mi cabeza….

    P.D. Tb tengo la primera de Weeds por ahi para ver, a ver si saco tiempo sufciente!

    P.D. 2: Prison Break mola, le falla, y mucho, la credibilidad, pero por lo demás es hiperentretenida.

  22. No te arrepentirás. Al principio quizás te parezca una americanada (llena de tipos rubios y guapos y tal), pero precisamente eso es lo que quiere, hacer una parodia del american way of life. No desesperes con el hijo adolescente “rebelde” durante los dos primeros capítulos 😀 . Por cierto, te enamorarás de la protagonista (como yo)

  23. Como aún voy por el capítulo 6 no he querido leer demasiado, así que solamente opinaré brevemente sobre lo más superficial 😛
    · A mí me mola que los poderes tengan poca vistosidad (al menos de momento), pero al menos la mitad de los personajes no me termina de funcionar (sobre todo el Peter Petrelli y el Sayid 2).
    · De acuerdo con que las frases introductorias y finales de cada capítulo son de una trascendencia de garrafón bastante molesta.
    · Ali Larter tiene cara de caballo-jenny poligonera. El bombón de la serie es la animadora.
    · Weeds es la serie de imagen real más políticamente incorrecta que he visto (llega a alcanzar cotas solo vistas en Family Guy o American Dad). Luego entran ganas de quemar todas las ediciones en dvd de Desperate Housewives en los centros comerciales.

  24. KesheR, ahora me bajo el vídeo que has linkado y luego te comento.

    Más que molestarme la trascendencia en sí de esas frases, lo que me toca las narices es la voz del que las pronuncia (es decir, de Mohinder). 😀

    Sabía que el Sr. Toldo me apoyaría respecto a los encantos de la animadora. ¡Club de fans ya! 😛

    PD: Oh, qué buena es “The Host”. Diversión pura. A ver si mañana o pasado escribo un post alabándola.

  25. Bueno, KesheR, pues ya he visto el vídeo que has enlazado. Hombre, según lo que se percibe en el trailer de “300”, uno diría que da la impresión de ser todo demasiado artificial. Mucho ordenador hay metido ahí, y se corre el riesgo de que resulte excesivamente falso. Recuerdo lo mucho que me chirrió, por ejemplo, “Vidocq”, que iba de ese rollo de pantallas verdes. Habrá que esperar, pero a priori me huele a chamusquina.

    Y luego hay otra cosa: el director Zach Snyder, que dirigió la bien recibida (pero para mí mediocre) “Amanecer de los muertos”, no es alguien que me dé demasiada confianza.

  26. Ah, Kesh, otra cosa: el cómic de Miller ya es muy excesivo en su épica (para bien), así que esas exageraciones que ves en el trailer no vienen de la nada. Lo que pasa es que -y lo hemos hablado varias veces- lo que cuela y queda bien en el cómic no tiene por qué ser igual en el cine. Veremos…

  27. Lo que me jode es que Snyder se creerá que ha adaptado el cómic literalmente, y para nada. El cómic es épico pero muy muy muy muy sobrio. En la película los espartanos parecen superhéroes de Rob Liefeld.

  28. Yo tambien sigo SuperNatural, y coincido en que la subtrama de fondo se empieza a entrelezar de una manera muy interesante y acaba convirtiendo la serie en una de las mejores del momento.
    Ayer echaron otro capitulo que caera esta noche, pero no se si van a hacer paron, pero me da que si…

  29. No me la quería bajar porque pasaba de engancharme a otra serie a ritmo americano y tener que estar colgado, pero visto lo visto,leído lo leído y escuchado lo escuchado creo que tendré que ponerme a ello, antes de que deje de ser cool!
    Influida para mal por Perdidos? Lástima… creo que Lost puede ser una gran influencia

  30. En Argentina recién emitieron el primer episodio la semana pasada. Parece interesante, aunque algo lenta (o tal yo sea el impaciente). La voy a seguir a ver cómo evoluciona. Las referencias a X-Men son explícitas, literales. Y parece tener enormes similitudes con el cómic, ¿o no?

    Un saludo

  31. esa serie es espectacular, es una de las series mas buenas que he
    visto , junto con lost y supernatural , lo malo esque se demoran
    mucho en dar cada temporada u.u

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s